miércoles, 4 de abril de 2012

The River: Perdidos en el Amazonas

Después de la desaparición del famoso divulgador científico Emmet Cole durante la grabación de su último documental en el Amazonas, todos los miembros de su antiguo equipo se reúnen para organizar una expedición de búsqueda y rescate. En su viaje se adentrarán en una zona desconocida del río donde gobierna un espíritu al que los nativos llaman "La Boyuna", y además descubrirán que el Dr. Cole no había partido con la intención de rodar otro programa de televisión más, sino que buscaba misterios mucho más antiguos y poderosos.

Para encontrar el origen de esta serie tenemos que volver la vista atrás hasta finales de 2009, cuando el fenómeno viral de la película Paranormal Activity condujo a su estreno en salas de todo el mundo y al enorme éxito de taquilla que propició varias secuelas. Uno de los muchos espectadores que quedaron intrigados por este fenómeno fue el cineasta Steven Spielberg, quien no tardó en ponerse en contacto con el director de Paranormal, Oren Peli, para ayudarle con la distribución de su película y desarrollar juntos un nuevo proyecto. De estas reuniones nació The River, serie de la que ambos son productores y que cuenta con una premisa de lo más sencilla a la que aplicar la fórmula de Paranormal Activity.

A lo largo de sus ocho episodios, los espectadores presenciaremos cómo los miembros de la búsqueda del Dr. Emmet Cole documentaron, cámara en mano, todo lo sucedido durante su expedición: no sólo grabaron las tensiones y conflictos entre los distintos miembros del grupo, sino que tambien filmaron las extrañas apariciones de espíritus de la jungla, tribus indígenas hostiles, vampiros, demonios del Amazonas, zombis y demás fenómenos paranormales. Si a esto le sumamos un desarrollo de personajes bastante planos e interpretaciones ajustadas (con la excepción del siempre cumplidor Bruce Greenwood) nos encontramos ante una serie de poca o ninguna profundidad que no produce terror alguno, si bien resulta amena al no tomarse demasiado en serio a sí misma.



Su buena acogida inicial no ha servido para asegurar el futuro de The River, que tras el descenso de audiencia según se acercaba el desenlace (bastante abierto) ve más probable su cancelación que su renovación para una segunda temporada. Una pena, pues a pesar de sus limitaciones, el desfile de criaturas paranormales que pueblan la cuenca del Amazonas resultaba desenfadado y entretenido.

4 comentarios:

Mario Salazar dijo...

No creo que vea ésta serie, no soy de ver mucha tv, pero ya tengo para ver boardwalk empire y mad men, empezaré con éstas a ver que tal , espero engancharme con alguna. Un abrazo.

Christian dijo...

Yo pensé verla, pq cuando se supo de su estreno, la premisa se veía interesante, además que se suponía que era de terror y es un género super poco usado en TV, salvo American Horror Story. Pero las malas críticas, sumada a tu reseña y el hecho de su probable cancelación, hace que prefiera no verla mejor. Ahora si Netflix la compra y decide hacer una segunda temporada, quizas le de una oportunidad.
Un gusto leerte sobre series, así se varía un poco y no solo sea cine, aunque igual me gusta leerte en ese ámbito obviamente.

Un abrazo!

Yota dijo...

Yo la estoy viendo y según tengo entendido la segunda temporada finalmente se hará, es que si no joder.... pasará como tantas series, ahora mismo recuerdo Invasión y Surface de hace unos seis años que acaban con un cliffhanger enorme y no se resolvía nada.

Mike Lee dijo...

Mario: Espero que disfrutes de Mad Men y Boardwalk Empire ;)

Christian: ¡Muchas gracias! La serie tuvo un arranque bastante fuerte, pero no ha conseguido la audiencia esperada y está al borde de la cancelación a menos que la compre Netflix, como dices.

Yota: Pues todavía no está claro si habrá segunda temporada, como dice Christian, y ahora que lo mencionas es cierto que es un caso muy parecido al de Invasión.

¡Saludos y gracias por vuestros comentarios!